Capítulo 9

Melody

Toda la gente estaba con ropa negra y llorando sin cesar. Y como no si había muerto Derek Prince.

Me encontraba en su funeral hecha pedazo al igual que toda la gente.

Vinieron muchas personas, vi a varios ex compañeros de a secundaria y familiares de Derek.

Y en el frente del ataúd donde se encontraba Derek, estaba su madre llorando mientras abrazaba el ataúd de su hijo.

Me acerque con lentitud hacia ella y le di un abrazo.

-Lo siento mucho, era un gran hombre- dije con una pequeña sonrisa y con mis ojos llorosos.

-Si que lo era... Y Melody eres una gran mujer. Desde que te conocí me di cuenta el porqué mi hijo encontró en tu lo que en ninguna otra chica encontró.

-Me alaga querida suegra.

-Lo digo en cerio cariño. Me pequeño Derek realmente te amaba. Después de que cortaron el no dejaba de pensar en ti, no dejaba de mencionarte. No te busco desde un principio porque.. Creyó que necesitabas espacio.

-De seguro así se comportaba Derek con sus demás novias cuando cortaba con ellas.

-En realidad no cariño, mi jamás derramó una lagrima por ninguna de sus ex novias, jamás había hecho la loco de irse fuera solo a que le dieran una segunda oportunidad. Ni quiera jamás me había presentado a ninguna de sus novias. Nomas a ti Melody.

Decidí acercarme y ver a Derek una última vez. Se veía pálido pero aún así seguía viéndose igual de hermoso que siempre. Llevaba puesto una traje negro, una camisa blanca, un moño en lugar de corbata y unos zapatos de cuero negro. Me dolía tanto verlo y saber que no lo volvería a ver.

Es cierto era mi ex novio y quería que hiciéramos nuestra vidas por separado pero jamás hubiera querido que pasara esto.

Al verlo me vinieron varios recuerdos a la mente. Como cuando lo conocí que fue el primer día de clases en mi nuevo y último año de secundaria. Era tan guapo y todas las chicas deseaban que el se fijará en ellas, aunque la única afortunada fui yo. A quien le di una sonrisa y un guiño que hizo que mi corazón se derritiera.

También me vino a la mente la vez que termine en la enfermería porque  Malcom James me había dado por accidente un golpe fuerte con su bate de béisbol, cuando desperté no vi a nadie pero escuché la voz de Derek y fingí que estaba dormida. Había sentido como se acercaba lentamente a mi, sentí como me acariciaba lentamente mi mejilla y sentí sus labios contra los míos.

Me vinieron más recuerdos con respecto a todo lo que viví con Derek y por último me llegó el recuerdo de hace días, cuando fue a la fiesta de San Valentín, el como lo trate y.... Las llamadas que jamás le contesté.

Decidí buscar entre las llamada perdidas de hace 5 días . Y encontré un mensaje de voz de Derek que no había visto antes.

Decidí salí de la funeraria para poder escuchar bien el audio. Cuando ya me encontré afuera, reproducí el mensaje de voz.

"Melody se que no me quieres contestar porque me odias por lo que te hice hace tiempo. Y se que ya andas con otro pero, no me importa entiendes. Yo seguiré intentando, seguiré buscándote, no me voy a rendir contigo Melody y sabes ¿porque?, porque te amo, nunca he sentido por ninguna chica, lo que siento contigo. Así que.. Tu que demonios haces aquí"- se escucha un golpe fuerte pero ninguna voz- no por ¡¡noo!!- bip bip- fin del mensaje de voz.

Oh por dios, no puedo creerlo. Este mensaje de voz me lo había mandado Derek minutos antes de su muerte. Sentía como si me estuviera estrujando fuerte el corazón y la garganta. No podía respirar con facilidad.

No podía dejar de pensar en aquel mensaje de voz que me había dejado Derek. Aun no puedo creer que este muerto por mi culpa. Se que fue mi culpa, porque.. Tal vez si hubiese contestado esa noche hubiese hecho algo, tal vez... Hoy no estaría muerto.

De repente siento como Nathaniel me rodea con su brazo tratando de consolarme.

-¿Te encuentras bien nena?-   Nathaniel trataba de encontrar mis ojos pero yo lo mire tratando de fingir estar bien para que no se preocupara por mi.

-Estoy bien amor, solo.. Que aún no puedo creer que el este muerto.

-Lo sé, fue una desgracia. Quien diría que por salir a una noche de bar, terminaría acuchillado y le rajarían el cuello.

Cuando escuche decir eso a Nathaniel, lo mire extrañada. Jamás habían dicho en las noticias que le habían rajado la garganta y lo del bar solo lo sabía su madre y yo.

-¿Como sabes que le rajaron la garganta y lo acuchillaron múltiples veces?

-Bueno, ya sabes todo lo que uno se entera por las noticias- dice Nathaniel con unas sonrisa un poco nerviosa.

-Pero en las noticias jamás...

-Te quería invitar mañana a mi casa a comer.

-¿Quieres que vaya a tu casa a comer?

-Aja.

-¿Y eso porque? - dije extrañada.

-Pues porque mas- rodó los ojos Nathaniel y me miro como si hubiera hecho la pregunta más tonta del mundo- para que conozcas a mi familia, bueno.. A mi tía. Ya que sería la única de mi familia quien podrías conocer, dijo de forma distante y yo tome su mano, haciendo que mirara hacia mi fijamente.

-Me encantaría ir a comer a tu casa y poder conocer a ti tu Nath.

Me alegro haber dicho eso. Después de que salieron esas palabras de mi boca, Nathaniel me abrazo y me dio un beso cálido. Era muy dulce y un gran chico, tan lindo el. Quiere que conozca a su… ¡oh por dios!, mañana iría a conocer a su tía. No es lo mismo que el que tu novio te presente a sus padres y hermanos. Pero.. Aún así.. Sentía que el que me llevara a conocer a su familia era un gran paso y eso indicaba que nuestra relación se volvía más formal.

Sinceramente a pesar de los nervios que me dan de conocer a la tía de Nathaniel quien lo crio como si fuera su madre, y… también quisiera conocer a su hermano a pesar de la mala fama que se tiene aquí en la escuela.

Cuando salí de la escuela me fui directo a mi casa. Mi padre me había llamado hace una hora para que lo ayudara a hacer el almacenamiento en la cafetería. Es curioso como es que a pesar de que mi padre tiene una cafetería no muy lejos de la escuela, siempre prefiera ir al Starbucks.

Mi padre antes era policía, de hecho tenía un alto rango. Pero en una misión, el delincuente al que perseguían llevaba un arma, y a pesar de estar rodeado, no desistió y empezó a disparar al azar.

Muchos murieron en esa misión pero para la suerte de mi padre la bala  que le había entrado en la pierna y había salido, y su lección no fue muy grave y al poco tiempo se recupero.

Después de aquello decidió que lo mejor era retirarse y dedicarse a una profesión menos riesgosa y pues bueno así nadie el Coffee King.

Últimamente lo ayudó saliendo de clases, y gracias a ello puedo hacer café con dibujos geniales de espuma. Me alegraba pasar tiempo con mi padre, desde el divorcio. Mi madre no me quería dejar verlo por nada del mundo, a pesar que yo le lloraba y le suplicar a de que me dejara ver a papá.

Me alegra pasar mis últimos dos años en mi ciudad natal junto a mi querido padre.

Read Next Episode
Step Into A Different WORLD!
Download MangaToon APP on App Store and Google Play